berserk-omega-force-bnr
Análisis Noticias

[Análisis] Berserk and the Band of the Hawk

Si yo fuera un tío listo, con los años que llevamos ya aquí al pie del cañón, tendría dos plantillas de análisis: las de los Musou y las de los Atelier. Así les cambiaría un poco algunos detalles y tendría análisis rápidos.

Por suerte para todos nosotros, soy un tío bastante tonto y no me mola hacer cosas genéricas aunque los productos sean muy similares entre sí…y por eso prefiero a cada uno de ellos dedicarle un análisis desde 0. En unos días lo haré con el divertidísimo Atelier Firis. Hoy lo voy a hacer con Berserk and the band of the hawk, o Berserk Musou para los amigos.

berserk-and-the-band-hawks-analisis-espanol-04

Berserk llevaba ya años sonando con fuerza en las listas de popularidad de títulos que los fans querían que la compañía llevase “a su terreno”, y finalmente han dado el paso. Quizá, conociendo ya esa demanda, sea por lo que han traído un título más conformista que otras iteraciones como One Piece Pirate Warriors (o quizá se haya notado en el presupuesto que esta vez Bandai-Namco no estuviera detrás del encargo), pero sea como fuere nos han traído un juego que, sin salirse de los cánones habituales, ha sabido captar la esencia de la serie en la que se basa.

Creado en 1988, aunque serializado de forma oficial en 1990, el manga de Berserk siempre se ha caracterizado por lo amigo de la casquería y la sangre que ha sido. Guts, espadón en mano, podía partir caballos y ejércitos enteros de enemigos por la mitad como si nada…y quizá el aspecto que más se puede criticar al título es la forma en que esto se ha suavizado para el juego. Algo que se nos antoja completamente natural si quieren pasar determinados códigos PEGI, pero que quizá al acérrimo fan de la saga (ese que seguro que va a comprar el juego), le hayan podido tirar atrás.
No nos equivoquemos, habrá sangre y habrá cosas poco agradables…pero no veremos desmembramientos ni cosas similares.

berserk-and-the-band-hawks-analisis-espanol-05

Aprovechando el fuerte tirón que está teniendo de nuevo la franquicia gracias a la nueva serie de animación (ya que nuestro amigo Kentaro Miura parece que deja de dibujarlo cada vez que sale un nuevo juego de Idols para consola) y después del impresionante éxito que tuvieron las tres películas (lanzadas en España por Selecta Visión) que narraban toda la era dorada y la historia de la cuadrilla del Halcón, nos encontramos con un juego que reaprovecha esa “nueva edad dorada” y tira de extractos de animación sacados directamente de estos productos, y que se irán intercalando con escenas creadas con el motor del juego. Es una auténtica pena, eso sí, que no se haya traducido al castellano ningún texto. Imaginamos que ya contaban con tener un título muy minoritario, pero aún y así, esto siempre resta puntos.

En cuanto al desarrollo, como ya hemos comentado antes, nos encontramos ante un calco de la fórmula Warriors, aunque como siempre, sufre algunos cambios y matices que le diferencian del resto de títulos de la saga.

ベルセルク無双_20170124231404

Uno de ellos (que a priori no recuerdo de otros juegos), es el de la barra de rabia que tendremos que ir cargando para poder hacer nuestros ataques más potentes. Hasta ahí bien…sin embargo cuando pulsemos círculo lo que ocurrirá es que entraremos en un modo rabioso durante un determinado tiempo, y será en ese estado cuando podremos hacer los ataques especiales que, por otra parte, hemos visto poco variados en comparación (de nuevo) con otros títulos y, aunque la jugabilidad no necesariamente se reducirá a cuadrado, cuadrado, cuadrado, triángulo (como bien apuntó en modo de medio sátira/medio verdad otro medio amiguete y que luego parafraseó todo el sector), notaremos esa carencia de ataques y la gran efectividad en concreto del mencionado.

A nivel personal, algo que no me ha convencido demasiado de la jugabilidad es lo pesado que se siente el personaje…pero es que con ese espadón no se podían hacer milagros! Sin embargo, y por suerte, podemos volver a jugar las misiones en un modo “libre” en el que podremos controlar a otros personajes de la cuadrilla como Judeau, Casca o el propio Griffith…aunque también dispondremos de personajes tan interesantes como Serpico, Schierke o el impresionante Zodd.

berserk-and-the-band-hawks-analisis-espanol-02

Otro de los puntos interesantes es la cantidad de arcos que se recorren del manga, ya que además de la era dorada, podremos jugar en momentos como la Santa inquisición o el halcón del Milenio…y eso siempre es bien!, aunque debo reconocer que esperaba algo más impactante para mi saga preferida, que no es otra que la de los inquisidores.

En definitiva, Berserk and the Band of the Hawk quizá no sea el mejor musou que nos hemos encontrado (ni mucho menos), pero al final por afinidad a la franquicia en la que se centra, yo lo he disfrutado mucho más que otros como el Heroic Legend of Arslan o Attack on Titans (aunque Evil si que gozó como una perra con ese).

berserk-and-the-band-hawks-analisis-espanol-01

Básicamente vamos a tener un juego machacabotones y al que por nuestra salud mental lo suyo será ir jugando de forma intercalada con otros títulos, para así no caer en el tedio. Si no tienes ni idea de que va el manga o desconoces el género de juegos, quizá te lleves un chasco al hacer la compra. Si alguno de los dos puntos es una respuesta positiva, es bastante posible que pases un buen rato, pero si ambas respuestas son positivas, estoy seguro de que sabréis perdonarle sus carencias y gozaréis enfundandoos la armadura del famoso caballero negro y repartiendo amor por doquier.

Lo mejor

  • El uso de escenas de animación
  • Ya teníamos ganas de ver el retorno de Guts a las consolas!

Lo peor

  • Que no esté localizado al castellano
  • Algo escaso en todos los campos si lo comparamos con otros Musou “grandes”

 

 

Sobre el autor

tako-kun

Fundador de este cacharro.
Jugón desde bien pequeñito con mi flamante MSX2 ya apuntaba maneras.
Amante del rol japonés, los juegos de acción (que no los de tiritos), adorador del retro y de lo actual por igual. Antagonista de esas aberraciones de 4 palitos que, en general, dicen ser juegazos indies.